Antes es el deseo de escribir que querer ser escritor.

Recupero una entrevista antigua pero muy interesante.



Llosa, Pérez Reverte y Marías dicen que antes es el deseo de escribir que el de querer ser escritor.

Los escritores Mario Vargas Llosa, Arturo Pérez Reverte y Javier Marías han reivindicado hoy el verdadero gusto y el afán por contar historias como 'impulso' frente a quienes 'no les gusta escribir', pero quieren ser escritores 'por estatus' y a los 'charlatanes' que pueblan la literatura.

En un encuentro abierto al público con motivo de su participación en el ciclo 'Lecciones y maestros' de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), estos autores han reflexionado sobre su obra, el papel del escritor y la literatura, que 'enseña a vivir' y muestra 'que la vida real está mal hecha', según Vargas Llosa, autor de 'La ciudad y los perros'.

El Premio Cervantes ha asegurado que, en su caso, la vocación literaria no fue premeditada, sino que, en cierta manera, fue 'un refugio' frente a la mala relación con su padre, y ha contrapuesto estas circunstancias con la idea del escritor que quiere serlo porque 'tiene buena imagen', algo que de niño veía 'impensable'.

'En mi casa, mi padre asociaba dedicarse a la literatura con la vida bohemia, poco recomendable, con las noches en las cantinas...', ha señalado Vargas LLosa, que ha reflexionado sobre 'cuánto ha cambiado la vida' y la forma de pensar, dado que ahora los escritores están 'bien considerados'.

En este sentido, Javier Marías ha expresado su preocupación por la existencia de autores jóvenes que 'más que escribir quieren ser escritores' y 'figurar como tales'. Sin embargo, ha subrayado que para dedicarse a la literatura, 'es fundamental que a uno le guste escribir'.

Arturo Pérez Reverte ha ironizado sobre ese tipo de autores que, según ha relatado, llegan a enviar manuscritos con una tarjeta en la que, bajo su nombre, puede leerse 'escritor'.

El autor de 'El maestro de esgrima' ha considerado que en el mundo literario 'quizás' hay 'demasiados charlatanes' que 'hablan más que escriben', una situación que, según ha confesado, le produce miedo.

Ha indicado que, en su caso, trata de 'poner distancia' porque se ve como 'un tío que escribe'. 'Podría pasar el año haciendo bolos y conferencias, pero no es mi trabajo', ha apostillado el creador de Alatriste, para quien 'el escritor se justifica escribiendo'.

Pérez Reverte ha comentado que, a pesar de que inició tardíamente su labor literaria, se dio cuenta de niño de cómo los libros conforman 'un territorio más allá de la vida normal' en el que ocurren 'cosas interesantes' y 'con demasiado peso' como para dejarlas escapar.

Por eso, él decidió 'salir de casa' y marchar 'a buscar esas ensoñaciones' y hacer suyos 'esos mundos y personajes'.

Javier Marías ha explicado que él empezó a escribir cuando se le acabaron las historias que le gustaba leer, en una especie de 'emulación' que fue el impulso inicial para comenzar a 'hacer cositas'.

Vargas Llosa ha indicado que, en su caso, sus obras han partido de experiencias personales que han sido 'el trampolín' que 'despierta la imaginación' para crear sus novelas.

El autor de 'Pantaleón y las visitadoras' ha reivindicado la literatura como un instrumento que 'enseña a vivir' y 'prepara para distintas experiencias', al tiempo que muestra 'que la vida real está mal hecha' y 'es inferior a la ficción'.

Por ello, ha rechazado que las historias sean sólo una forma de 'esparcimiento' que no deja 'secuelas', sino que, a sus ojos, pueden hacer aflorar sentimientos y emociones que el ser humano ignora que tiene.



Terra-Actualidad. Agencia EFE. 2006.

Comentarios

  1. me ha parecido muy interesante este post, cada cual comienza a escribir por un motivo distinto, pero es cierto, primero escribes, luego ya viene lo de dedicarte a esto, yo soy de esa opinión también.

    ResponderEliminar
  2. Hola Arwen, gracias por tu comentario. A mi me ha llamado mucho la atención de lo que ha dicho Javier Marías:
    "Javier Marías ha expresado su preocupación por la existencia de autores jóvenes que 'más que escribir quieren ser escritores' y 'figurar como tales'. Sin embargo, ha subrayado que para dedicarse a la literatura, 'es fundamental que a uno le guste escribir'".

    ResponderEliminar
  3. Una entrada muy interesante, Martikka.
    Me encanta Reverte por la contundencia de sus comentarios, y estoy de acuerdo con los tres.
    Creo que el verdadero escritor es el que va de dentro a fuera, es decir, que necesita exteriorizar lo que siente; en cambio el que va de fuera a dentro simplemente se ha sentido atraido por la parafernalia del escritor famoso y buscará lo fácil, escribir lo que "vende", ser rico y famoso.
    Lo triste es que muchos lo consiguen y en cambio otros que son verdaderos escritores, no.

    ResponderEliminar
  4. Hola Martikka, es cierto es de que hay algunos que quieren ser famosos antes que trabajar y esforzarse, en este mundillo y fuera de el. Quieren los resultados, antes de hacer nada. Que te voy a decir yo, que solo pensar en ser famosa me da de todo...eso de escribir y que le guste a la gente mola, pero ser famoso es otra historia, pufff...

    Muy buen post!

    Besos!!

    ResponderEliminar
  5. Vargas Llosa lo dice muy bien, se relaciona la literatura con una vida bohemia y atormentada.

    Cuando digo que escribo, mi familia me mira como si fuera un loro exótico, es decir, como algo llamativo pero inútil.

    Todo cuesta montañas de trabajo. Sueño que un día alguien me pare por la calle y me diga: "¡Anda!¿Tú no eres fulano mengano?¡He leído tu último libro y me ha encantado!"

    Soñar es gratis

    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Es muy injusto, Blas, muy injusto. Pero como dices, soñar es gratis, y siempre hay gente que ha de apreciar lo que uno hace. Siempre la hay.
    Elena, tienes rázón. Ser famosa es algo muy distinto, y el carácter de un escritor no suele ser muy dado a excesos de fama. No suele, digo. A algunos les encanta.
    Lola, también estoy de acuerdo contigo. Es injusto que el que va de fuera a adentro triunfe. Pero así son las cosas, aunque a muchos no les dura mucho tiempo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.

Entradas populares de este blog

La habitación del candado, Juan de Haro

La viajera del tiempo, Lorena Franco

Invictus