Y yo también lo creo



Para este día de domingo, Serrat nos recita unos versos de Walt Whitman:


Creo que una brizna de yerba no es menos

que el camino que recorren las estrellas.
Y que la hormiga es perfecta.
Y que también lo son el grano de arena
y el huevo del zorzal.
Y que la rana es una obra maestra, digna de las más altas.
Y que la zarzamora podría adornar los salones del cielo.
Y que la menor articulación de mi mano
puede humillar a todas las máquinas.
Y que una vaca, paciendo con la cabeza baja,
supera a todas las estatuas.
Y que un ratón, es un milagro
capaz de asombrar a millones de incrédulos.

Este es un canto de amor y respeto
a la más grande de todas las maravillas, que es la vida humana.
Y yo también lo creo. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

La habitación del candado, Juan de Haro

La viajera del tiempo, Lorena Franco